¿Cómo limpiar el microscopio?

Los microscopios son herramientas sumamente importantes en cualquier laboratorio y para su correcto funcionamiento es crucial garantizar su mantenimiento, el cual consiste en gran medida en su limpieza. 

Telescopiomanía

De hecho, las partículas de polvo pueden ser realmente nocivas, ya que pueden rayar los lentes e interferir con la observación y análisis de la muestra. También las huellas dactilares, pelusas de ropa, escamas de piel del usuario, partículas de cristal, aceite de inmersión y líquidos secos son fuente de suciedad para un microscopio.

Kit de limpieza
Kit de limpieza

Pero para llevar a cabo una limpieza efectiva y sin generar daños en el equipo, es necesario contar con un conjunto de elementos muy específicos y seguir una serie de pasos minuciosos, todos los detalles al respecto a continuación.

¿Qué materiales usar para limpiar el microscopio?

Para una limpieza eficiente del microscopio se requiere contar con:

  • Pera de caucho para soplar aire.
  • Toallas húmedas diseñadas para la limpieza de microscopios, las cuales no sueltan pelusas ni filamentos.
  • Agua destilada, alcohol o soluciones de limpieza fabricadas para lentes de microscopios.
  • Tela o gamuza fina.

Parte óptica

La limpieza de la parte óptica se hace necesaria cuando hay polvo y partículas de suciedad en el campo de visión, estas se alojan en el objetivo, el ocular, alguna área interna y hasta en la muestra, ahora bien, los pasos consisten en:

  • Tapar o cubrir las cavidades para impedir que el polvo entre en ellas y evitar tocar las áreas o partes interiores del microscopio, ya que esto podría introducir suciedad allí.
  • Con una pera o soplador de aire intentar retirar la suciedad, en ningún momento soplar con la boca, ya que podrían quedar saliva en el área ensuciando aun más el microscopio.
  • Si soplar no es suficiente para limpiar el área óptica, el siguiente paso es hacer uso de toallas húmedas o papel junto a agua destilada y limpiar con un movimiento de espiral comenzando desde el centro.

Cabe destacar, es posible encontrar toallas diseñadas especialmente para la limpieza de los equipos de laboratorio. En caso de que el agua destilada no limpie por completo, utilizar gotas de alcohol o soluciones de limpieza también fabricadas especialmente para equipos ópticos. Igualmente, limpiar sin hacer demasiada presión sobre las lentes con las toallas y nunca limpiar siguiendo un zigzag, ya que esto podría dañar las lentes.

Limpiar microscopio
Forma correcta de limpiar las lentes

Cuerpo y partes mecánica

El cuerpo y las partes mecánicas de cualquier microscopio necesitan de una limpieza constante, debido a que son las que entran en mayor contacto con el usuario y allí es donde más se acumula la suciedad.

Los puntos que requieren de mayor atención son la carcasa del ocular y la platina, esto gracias a que es donde el usuario ubica sus ojos y donde las muestras pueden dejar residuos. En este caso conviene utilizar toallas húmedas y seguidamente secar con un papel o toalla de tela. Por último, es importante cubrir el microscopio con una funda mientras no se está utilizando, esto permite evitar la acumulación de polvo.

Si te ha gustado, por favor ayúdanos a difundir el contenido haciendo click en los siguientes botones. Muchísimas gracias!!

Deja un comentario

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar